Localizado en el centro de Guayaquil, el Museo Nahím Isaías alberga una colección de más de 2.000 obras pictóricas y escultóricas de los siglos XVI, XVII y XVIII y de arte republicano del siglo XIX. Las obras de esta colección son un testimonio de la historia del territorio que fue conocido como la Real Audiencia de Quito, más tarde Ecuador, y como producto del encuentro de dos civilizaciones con sus diferentes realidades culturales, filosóficas, políticas, sociales.

 

El periodo colonial en este territorio está determinado por el encuentro del régimen político y religioso católico europeo con órdenes sociales andinos, la generación de nuevas formas de organización política y de intercambios económicos con la llegada de nuevos productos y formas de alimentación, y en la producción material la fuerte imposición de significados, formas y técnicas europeas que en distintos grados se encontraron con el complejo sistema simbólico andino. Quito, en el siglo XVII fue un centro importante en la producción de imágenes pictóricas y escultóricas, con un incremento en su producción y exportación a otras latitudes en el siglo XVIII, y la permanencia de técnicas y temáticas de representación durante el siglo XIX y las primeras décadas del siglo XX. No en vano persisten en la actualidad algunos oficios vinculados con la talla en madera para esculturas o retablos, junto con las labores de policromía, heredadas del periodo colonial.

MENU